HomeBlogHablando por Lucas: Por favor, solo tengo 2 años!

Sí, sé que entiendo muchas cosas. Pero muchas veces mis padres y demás resto de adultos se olvidan de que tan solo tengo 2 años.

Durante este tiempo estoy descubriendo que debo esperar turnos, cosa que me desespera todavía.

Últimamente estoy muy irritable 😠 me molesto con facilidad. Si me dan una galleta y me la entregan partida no me gusta 👎 yo se que tengo mi genio pero porque me la parten como si no me diera cuenta como es la galleta en si.

En este orden de ideas, las cucharadas grandes siguen gustándome mucho. No se sí en un futuro seré más gordito pero me gusta mucho alimentarme bien, disfrutar de lo que estoy comiendo.

En cuanto a los juegos, me le mido a todo. Mi mami dice que las cosas no se tiran, me enseña cómo debo comportarme, pero para mí es más divertido hacerlo.

A veces ni yo mismo me entiendo pero estoy en ese descubrimiento de conocerme y conocer todo a mi alrededor.

Si antes le había dicho a mi mamá que me tuviera paciencia, realmente es ahora cuando más la necesita. Sé que me pongo desesperante.

Siguen molestándome muchas cosas que se han vuelto normas y rutinas que debo seguir y es donde entra el dilema.

A veces grito porque sé que no les gusta que lo haga. Así como cuando tiro las cosas y pongo la expresión de mi cara con mal genio. Lo hago a propósito. Me gusta retar, ver la posición de ellos.

Y si hay días que no gano las batallas, porque son esos días donde mis padres han probado y me han dicho diferentes opciones y a mi no me parece.

Ahora reconozco cuando me equivoco o hago algo que no debería haber hecho, digo: “Lo Siento, Mami discúlpame” y al mismo tiempo le toco la carita haciéndole saber que en verdad siento haberme equivocado.

Les confieso que a veces me valgo de la palabra Disculpa para hacer cosas a propósito. Se que puedo conquistar a los demás solo con decir: Lo siento. No me juzguen. Todos nos equivocamos.

En este tiempo, he aprendido a ser un  niño más independiente. Tengo muy bien interiorizada mi rutina. Sé que debo hacer y qué no. Bueno, solo las cosas que hago en mi día a día. Lo nuevo, me cuesta más trabajo jeje.

Me gusta compartir mucho tiempo con mis papás. Pero también prefiero estar con mis abuelos, tíos, madrina y primitos. Me siento un niño muy afortunado. Tengo a mi alrededor muchas personas que me aman.

Mi genio no ha cambiado mucho, cuando me molesto con alguien, es difícil que me conquisten fácilmente. Nuevamente deben ganarse mi cariño.

He descubierto en este tiempo, que amo mucho a mi mamá. Ella es mi mejor compañía. Me pone reglas, pero juega conmigo, y nos entendemos muy bien. Soy muy feliz con ella. Y cuando es de noche, no quiero separarme de ella, sin duda al estar cerca, en sus brazos, me siento tranquilo y puedo dormir mejor, porque estoy seguro.

Finalizo por lo pronto hasta aquí, pero les recuerdo que solamente tengo 2 años.

Así que ¡No me Subestimes y déjame jugar, explorar, descubrir y ser feliz!